Translate

sábado, 30 de agosto de 2014

LAGOS DE PERRAMÓ y BATISIELLES desde el VALLE DE ESTÓS

En el lago de Perramó
Ruta realizada el 12 de Julio del 2014
 
Integrantes; Noelia y Kike
 
Seguimos dentro del Parque Natural Posets-Maladeta para completar la semana de excursiones en el Pirineo con una ruta muy variada donde visitaremos bosques y lagos de extraordinaria belleza
 
Esta vez y aprovechando nuestro provisional alojamiento en el cercano "Camping Aneto" recorreremos parte del conocido Valle de Estós para después desviarnos hacia el valle de Perramó y conocer así sus numerosos lagos y el idílico entorno donde se asientan.
 
El Valle de Estós es una vía de acceso bastante frecuentada por los montañeros para acercarse, por ejemplo, al pico Posets ( 3375 metros ) o al pico Perdiguero ( 3222 metros ).
Estos dos montes a los que me refiero los subí hace ya unos cuantos años. El Perdiguero fue mi primer tres mil y para su ascenso lo realicé por la parte francesa en el Valle de Oo.
El Posets lo tengo ascendido por varias de sus vertientes. Desde Biadós en la cara este, por Angel Orús saliendo desde Eriste en la vertiente sur y durante un invierno desde el Valle de Estós por la Oeste.
 
A este valle de Perramó y los lagos de la Escarpinosa es la tercera vez que lo visito.
La primera vez fue hace 14 años y de esa primera incursión accedimos a las cumbre de la Aguja de Ixeia (2837 metros ) y el Escorbets o Pico Perramó de 2904 metros.
Quedé maravillado por sus paisajes de cuento y regresaría unos años mas tarde con otros amigos para repetir ascenso al Escorbets y pasar de nuevo inolvidables noches de vivac en los Lagos de la Escarpinosa.
Dicen que no hay dos sin tres... así que este año tocaba recordar esas vivencias enseñando a mi reciente esposa Noelia el encantador valle y las cristalinas aguas de sus lagos, cascadas y arroyos.
Esta última excursión por el pirineo formaba parte de nuestro particular viaje de novios al igual que la visita días atrás al Valle de Ordesa y el Ascenso al pico Aneto desde la Besurta.
 
A continuación os muestro el mapa  del recorrido y un descriptivo texto relatando el itinerario:
 
 
Mapa con el recorrido dibujado en línea de puntos rosa
 
Salimos andando del Camping Aneto a las 9:00 a.m ( 1230 metros ) donde nos encontrábamos alojados para adentrarnos en el Valle de Estós cruzando el puente medieval conocido como "de Cubera "y que salva el río Ésera que desciende de la Maladeta.
Pasamos al lado del abandonado Camping de Chuise y enlazamos con la pista GR-11 que recorre íntegra el Valle de Estós y por la que andaremos parte de este día.
No llega a dos kilómetros de haber iniciado la ruta cuando pasamos también por el Parking del Valle último punto donde es obligado dejar los vehículos ya que no está permitido adentrarse con ellos mas arriba del valle.
Sobre los 1300 metros de altitud pasaremos por el encajonado y pequeño embalse de Estós donde nos llama la atención el gran cúmulo de nieve que cubre el río a los pies de la presa y que son restos de un antiguo alud proveniente del vertical barranco de la Trapa.
Seguiremos por la pista del GR que discurre paralela al río Estós para pasar a la margen izquierda del río cruzando el Puente "Palanca Aiguacari".
Más adelante, a 1540 metros de altitud, veremos próxima al camino la Cabaña de Santa Ana.
Al rato pasaremos por la también señalizada Fuente de Coronas (1580 metros ) donde se ha labrado un original pilón en madera.
Sin darnos apenas cuenta ya que la pista hasta aquí va ganando altura muy poco a poco llegamos al cruce de caminos en el que se desvía a mano izquierda la senda que debemos tomar para ascender a los Lagos de Perramó y Batisielles y que a su vez se encuentra bien indicada con el correspondiente panel interpretativo.
Es al empezar esta senda y dejar atrás el GR cuando tenemos que emplearnos a fondo para superar el fuerte desnivel de este tramo boscoso pero que se hace  agradable por la fresca sombra de los árboles y los torrentes que se precipitan por la ladera.
Tras una entretenida hora de duro ascenso alcanzamos el primer Ibonet y la cabaña de Batisielles ( 1860 metros ). Es en este punto donde confluyen los caminos que recorreremos hoy en esta ruta semi-circular.
A nuestra derecha parte la senda más marcada que asciende a los Lagos de Batisielles pero que dejaremos para la vuelta del valle. Ahora, seguiremos paralelos al arroyo Aigüeta y que sigue en ascenso algo más moderado por un paisaje más abierto salpicado por ejemplares de Pino Negro..
En poco tiempo llegamos a los pequeños lagos de la Escarpinosa; Ibón Azul e Ibón Verde tras los cuales se precipita una enorme y vistosa cascada.
Es bien visible el primero de los lagos, el Ibón Azul (2027 metros ), para ver bien el segundo hay que salirse momentáneamente de la senda hitada.
Desde este punto, muchos mapas, describen ascenso por la margen izquierda del arroyo Aigüeta.
Nosotros, para variar, seguiremos otra senda hitada no descrita que gana altura por la margen derecha  adentrándonos posteriormente en una canal pedregosa bajo la imponente silueta de la primera aguja de Perramó.
Tras la canal alcanzamos una gran plataforma ondulada donde se asientan la mayor parte de los lagos del valle. Desde la senda principal se desvían ramales que bajan a los modestos lagos que anteceden al gran Ibonet de Perramó. Por nuestra parte seguiremos senda que nos dirige directamente hacia este enorme lago situado a 2274 metros.
Es en ese maravilloso enclave de origen glaciar con vistas a buena parte de los picos que escoltan el valle como son la Aguja de Ixeia, Tucón de Chuise, Tuca del Xinebro...y las tres agujas de Perramó; donde aprovechamos y comemos nuestro bocadillo a placer mientras miramos hipnotizados las plácidas aguas de este Ibón donde se reflejan los montes del entorno.
Tras el ágape, seguimos ascendiendo dejando el fondo del valle para avanzar con orientación noreste por una canal herbosa hacia el collado (2495m) que se abre a la izquierda de la primera aguja de Perramó  (2553 metros ) y desde el cual pretendemos enlazar con otra senda (GR11.2) que viene desde el collado de la Plana (2702m) y desciende hacia los Ibones de Batisielles.
Desde los 2495 metros del collado ya se puede observar alguno de los lagos que se asientan en la ladera oeste de la Tuca de Mincholet ( 2865 metros ) y a los que pretendemos descender siguiendo las marcas del GR.
Tanto el Ibón de lÁigüeta de Batisielles (2363 m ) y el Gran Ibón de Batisielles (2222m ) los vamos dejando a nuestra izquierda según vamos perdiendo altura por la senda.
Al poco de dejar la zona de los lagos nos adentramos en un espeso bosque de Pino Negro que cubre la ladera de fuerte pendiente por donde serpentea nuestro GR y que cerrará nuestra ruta semicircular en la Cabaña e Ibonet de Batisielles a 1860 metros.
Desde aquí el camino es el mismo que recorrimos durante la subida.
Bajamos por él para llegar de nuevo al fondo del Valle de Estós y desde la pista regresar al Camping Aneto siguiendo paralelos al curso del río.
 
Horario de la ruta: 10 horas y media
 
Desnivel acumulado de ascenso: 1300 metros
 
Dificultad: Fácil
 
 
 
Salimos del Camping y en pocos metros llegamos a una senda que al rato enlazará con la pista principal que recorre el Valle de Estós.
 
Gypsophila repens L
Es numerosa y variada la flora que nos encontraremos por el camino en este bien entrado mes de Julio.
Aprovecharemos a retratar todo aquello que nos llame la atención para después, en casa, poder identificarlo consultando con las guías.

Melitaea athalia




Llegamos al Parking del Valle de Estós donde encontramos varios paneles interpretativos.
En esta foto vemos la cascada que desciende del Barranco de la Trapa y que aporta aguas al río Estós.
En la imagen, el río, se encuentra parcialmente oculto bajo un gran cúmulo de nieve que posiblemente se haya formado por los frecuentes aludes que soporta esta ladera.
Me acuerdo de hace años, en otras rutas anteriores por este mismo lugar, veo similar tapón helado independientemente de la época del año que nos encontremos.

Barranco de la Trapa
Acercándonos a la presa del embalse de Estós

Antirrhinum majus
 
 
Esta pequeña mariposa posada sobre una hojas de acederilla -Oxalis acetosella- me he pasado un tiempo largo buscando en las guías para poder identificarla y ha sido imposible.
También he consultado a mis amigos biólogos con igual resultado.
Si algún lector tiene conocimiento respecto a la especie de lepidóptero que nos lo haga saber en un comentario al final de esta entrada.
 
 
Campanula latifolia
 
Thalictrum aquilegiifolium

Erinus alpinus

Noelia pasando al lado del bravoso río Estós.
 

Un curioso abejorro sin identificar.

Allium schoenoprasum
Astrantia major


Noelia también aprovecha a sacar numerosos macros de las distintas y bellas flores que nos encontramos a nuestro paso. 
 
Silene vulgaris



Puente "Palanca del Aiguacari" sobre el río Estós

Un gasterópodo de concha áurea sobre hoja de Arce

 
Zygaena osterodensis sobre Escabiosa
Borbonesa -Silene dioica-



El monte Perdiguero (3222 metros ) lo tenemos enfrente pero en el día de hoy permanecerá oculto bajo un gran manto de nubes provenientes de una borrasca que afecta al sector francés del Pirineo.
 
Xiphion latifolium

Rhinanthus mediterraneus

Damos gracias a que esta gran barrera montañesa que son los Pirineos detiene en ocasiones las borrascas dependiendo de su dirección y fuerza.
En la vertiente sur de la Cordillera hoy se goza de tiempo soleado. En la norte esta completamente cubierto con ligeras precipitaciones.

En la Fuente Coronas, a pesar de advertir el cartel de tratarse de "agua no tratada", se puede beber con toda confianza.
Damos fe, Noelia y yo, de su excelente calidad.

Este es el desvío que tomaremos para ascender a los lagos de Perramó.
Por el lado derecho continua la pista del GR-11 que nos conduciría al Refugio de Estós y por el lado izquierdo se encuentra la variante GR-11.2 que tomaremos en nuestro recorrido de hoy. 
 
Siempreviva -Sempervivum montanum-

En el bosque que nos adentramos se encuentran ejemplares de Pino negro, abeto blanco, hayas, arces, fresnos, servales...

Cruzando el arroyo Aigüeta
 
Viola cornuta
Superamos 300 metros de desnivel por la oscura y entretenida senda para dar a la explanada donde se asienta el Ibonet de Batisielles.


Ibonet de Batisielles
Un encantador lugar desde donde se pueden observar buena parte de los picos que escoltan el valle.
En el centro de la imagen y parcialmente cubierta por el bosque de Pino Negro se encuentra una enorme cascada que cae sobre el Ibón Verde de la Escarpinosa.
 
 
 
Eriophorum angustifolium
Esta es la llamada Hierba Algodonera.
En España es solo observable en zonas de la Cordillera Cantábrica y Pirineos.


Al lado del Ibonet de Batisielles se encuentra este panel donde se indica la dirección y los tiempos que se puede tardar para acceder a distintos lagos del valle.
Por nuestra parte seguiremos recto en dirección a los Lagos de la Escarpinosa.
Es también en este punto donde regresaremos horas después tras la vuelta por el Ibón Gran de Batisielles.


- ¡Menudas vistas y que recuerdos me trae este valle!-
 
Viola saxatilis

Calderones -Trollius europaeus-






Caminando por la senda hacia uno de mis lugares preferidos del Pirineo para pasar un Vivac; Los Ibones de la Escarpinosa.
 
El tramo de camino desde el Ibonet de Batisielles hasta el Ibón Azul de la Escaripinosa se hace extremadamente agradable.
La senda va ganando altura muy poco a poco a la que oímos, constante, el murmullo del agua.


Rampa final antes de ganar la explanada de los Ibones de la Escarpinosa.
 
Ibón Azul de la Escarpinosa.
Extraordinario el paisaje que rodea estos bellos lagos sobre el que destaca la cascada central.

La imagen superior es de hace ya unos años y pertenece a mi archivo personal.
En ella estoy en la base de la cascada que menciono arriba.

Hacia el suroeste del Ibón Azul observaremos la Aguja de las Serisueles (2456 metros )
 
Dejamos atrás el maravilloso enclave de la Escarpinosa para seguir ganando metros a través de una imperceptible senda semi sumergida bajo un campo de rododendros..

Nos llama mucho la atención los retorcidos esqueletos de Pino Negro



Subiendo por la canal a la izquierda de la primera aguja de Perramó.
Por nuestra parte ampliamos la recomendación de ruta dada en los paneles interpretativos que encontramos abajo y que finalizaban en la Escarpinosa para acceder también al Ibón de Perramó.
 
Daphne cneorum

Parte final de la canal.
 
Nos encontramos sobre otra gran plataforma dentro del valle y desde esta se pueden contemplar con detalle las agujas que tenemos enfrente.
Todavía recuerdo mi primer ascenso a la Aguja de Ixeia (2837 metros ) junto a mi amigo Carlos Gorbea hace más de diez años.
Primero subimos a la brecha de Ixeia por el pendiente nevero que se observa y después trepamos por la aérea cresta hasta su cima.

Pulsatilla

Noelia con la primera Aguja de Perramó a sus espaldas.

Primera vista del Ibón de Perramó
 
Gentiana acaulis

Una de las numerosas pequeñas lagunas que acompañan al Ibón grande de Perramó.
 
Bisbita Campestre -Anthus spinoletta-



Elegimos este punto intermedio de nuestra ruta para descansar y comer el bocadillo.
Mientras Noelia, tranquilamente, reposa la merienda tumbada sobre una roca al borde del lago, yo, aprovecho y exploro las inmediaciones de este Gran Ibón.

Gano unos metros hacia el fondo del valle para ampliar vista y panorámica.
Desde este punto observo más lagos... y lo que me parece el collado de Portillón de Grist (2624 metros ) y la Tuca del Chinebro ( 2732 m ).

También observo y retrato nuestra vía de ascenso para poder conectar con la senda del GR11.2 proveniente del Valle de la Llardaneta y que desciende del collado de la Pilana ( 2702 m ) para pasar al lado de las agujas de Perramó que tenemos enfrente.
En breves minutos me reuniré de nuevo con Noelia para acometer la ascensión a los casi 2500 metros que tiene este collado sin nombre situado muy próximo a la primera Aguja de Perramó (2553 m).

Otra vista del precioso Ibón de Perramó

Otro pequeño lago de aguas cristalinas situado a mayor altura que el Ibón grande.
 
 
Doronicum grandiflorum

Mas flores de Siempreviva -Sempervivum montanum-
 

 
Dejamos tras el Ibon de Perramó para ir ascendiendo poco a poco hacia las Agujas del mismo nombre.

Ganando desnivel se observan otros lagos hacia el fondo del valle.
 
No hay apenas hitos que nos indiquen la subida al collado...pero su ascenso es evidente y fácil.
En un día despejado no tendremos problemas para orientarnos con brújula y mapa.

Este otro lago de nuestra izquierda se nos permanecía oculto hasta que no ganamos altura.
Se encuentra situado en un piso superior próximo al Ibón de Perramó.

Subiendo al collado (2495 metros) por un laberinto de grandes bloques.
 
Zoom hacia Noelia y la Aguja de Ixeia.
 
Alcanzado el collado ya tenemos a la vista alguno de los lagos de Batisielles por los que pasaremos a la vuelta de nuestra ruta.
Próximo también se encuentra la primera Aguja de Perramó de 2553 metros. Parece fácil su ascensión desde el collado...pero hoy ni tan siquiera lo planteo.

Pisamos algún nevero en nuestra bajada por la senda del GR-11.2.
Hace frío por las noches a esta altura y estos días apenas han deshelado. Es nieve dura.


Ibón de la Aigüeta de Batisielles
 
Silene acaulis


Mas lagos en nuestro descenso por la senda hitada del GR
 
Recortando silueta enfrente de estos Ibones que nos hablan del pasado glaciar en estas montañas.
 
La senda del GR marchas por la margen derecha de los lagos.
Con nieve dura no hay problema para atravesar esta zona mixta nieve-roca... en otro día más caluroso es mejor evitar pisar sobre ella ya que la nieve puede ocultar profundas oquedades entre los bloques y hundirnos en ellas.

Lago sobre la cara Oeste de la Tuca de Mincholet (2865m) y el Pico Batisielles Sur ( 2846m)
 
De vez en cuando observamos las marcas de GR, blancas y rojas, en postes de madera bien visibles sobre las rocas.

Noelia posa enfrente de dos de las tres agujas de Perramó
 
Acabamos de encontrar un buen lugar protegido para un posible Vivac...Noelia parece haberse cogido el sitio...y ahora no me quiere dejar entrar.
- Pues seguimos descendiendo...¡Que aquí no tengo hueco!-

Otra vista de las destacadas Agujas de Ixeia y Chuise desde las cuales se puede observar buenas panorámicas hacia el Valle de Benasque situado más al sur.

La senda, de nuevo, vuelve a adentrarse en zona boscosa.
 
Esta senda forma parte de la ruta que conecta tres refugios clave en los alrededores del Macizo del Posets: Ángel Orús, Estós y Biadós.

Como podemos comprobar, el Pico Perdiguero aun se encuentra oculto por las nubes que vienen de norte.


Ibón Gran de Batisielles (2222 metros )
Nos despedimos de los grandes lagos de altura en esta vertiente hasta que lleguemos al pequeño Ibonet de Batisielles por donde pasamos durante la mañana.


Desde esta senda tenemos buenas panorámicas hacia las montañas que se yerguen hacia el sur, oeste de la Cordillera.
A lo lejos retrato un pico que me parece identificar con el Pico Alba (3107m) también ascendido hace ya unos cuantos años junto a unos cuantos amigos burgaleses.

Detalle del Pico Alba


Ahora la senda pierde altura con rapidez zigzagueando por el bosque en dirección al Ibonet de Batisielles.



Cabaña de Batisielles
Confluencia de caminos en los alrededores del Ibonet.
Desde este punto también se puede descender hacia el Refugio de Estós por una senda que sale a mano izquierda.
Por nuestra parte seguiremos el mismo camino que tomamos durante la mañana para bajar al valle de Estós.
 
Rosa glauca

Cicerbita plumieri

Regresamos tranquilos hacia el fondo del valle.
Noelia sigue su buen paso apenas ininterrumpido. Por mi parte estoy atento a observar todos los detalles que me pude dejar durante la mañana en este mismo camino y me detengo en numerosas ocasiones para disparar mi cámara.


Lathyrus occidentalis
Orquídea -Platanthera bifolia-
 
Detalle de la Platanthera bifolia
Me hace especial ilusión la observación de este único ejemplar de Orquídea blanca que no había conseguido retratar hasta ahora. -¡ Es preciosa !-
 
Lapsana communis

Bajando hacia el Valle de Estós

Detalle del llamativoy elaborado pilón de la Fuente Coronas.
 
En la pista del GR-11 regresando hacia el Camping Aneto


Aconitum vulparia
Sin duda una de las plantas más venenosas que nos podemos encontrar en la montaña; El Acónito.


Pasando al lado de la Cabaña de Santa Ana ( 1540 metros ).
 
 
Lilium martagon
Otras de las flores más bellas que observaremos en la montaña es la Azucena silvestre -Lilium martagon-. Durante nuestro ascenso nos pasó desapercibida...ahora, al regreso, nos topamos con varios ejemplares.


Río Estós

Saxí­fraga longifolia. Codaborrega

Embalse de Estós

Noelia observando el enorme tapón de nieve sobre el río Estós y a la altura del barranco de la Trapa



Ya llegamos a nuestra zona de descanso en el Camping Aneto.
Hoy hemos disfrutado de un hermoso día de montaña.
Nos encontramos muy a gusto con las sensaciones vividas, con todo el repertorio fotográfico que nos llevamos para casa y que formarán parte de nuestro recuerdo, y también, en mi caso, de profundo estudio.
En este Viaje de Novios nos toca dejar momentáneamente la montaña para cambiar de aires y acercarnos al mar Mediterráneo.
Por mi parte me quedaría una semana más en el Pirineo ya que disfruto enormemente con los paseos.
Pero acordamos así el viaje y es lo que haremos.
Muchas veces, los contrastes, hacen mejor apreciar lo que dejamos atrás...
La Costa Brava durante los meses de verano se encuentra muy saturada de tráfico motorizado y de gente por todas partes.
Días más tarde nos acordaremos de los tranquilos valles que dejamos en el Pirineo de Huesca...
- ¡Vaya que sí!-






4 comentarios:

  1. Estupendo acierto, Kike, vuestro paso por estos valles de altura de Batisielles. Has podido compartir con Noelia tanto su belleza como tranquilidad.
    Debido a la exigencia física son escasas las personas que al contrario como en el frecuentado Valle de Ordesa se animan a acercarse a los idílicos ibones de Perramó y Batisielles y si me apuras un poco más, ascender a las esbeltas Tucas y Agujas de este maravilloso paraíso, uno de los selectos rincones que nos ofrece el Pirineo.
    También yo estuve por ahí hace unos años y puedo entender las sensaciones que por tercera vez te ha dejado Batisielles.
    Actualmente echo en falta las asiduas visitas que en el pasado hacía a la cadena montañosa del Pirineo. Pero vosotros seguro que os animaréis a disfrutar de las muchas posibilidades que en ella se ofrecen. Merece la pena. Verdad?.
    Un abrazo,
    Javi

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Javi por tu visita y comentario.
    Si ya me dices que estos valles los has visitado tú también veo que entiendes el porqué de mi elección para ir de viaje allí con Noelia durante el verano.
    Si ya la Cantábrica tiene un montón de posibilidades...no te digo nada de los Pirineos.
    Todos los calificativos son pocos para describir lo extraordinario de su belleza.
    Acabamos muy contentos los dos de nuestra semana por el pirineo y es muy probable que repitamos visita a esta cordillera en futuros veranos.
    En cuanto acumulemos unos cuantos días libres allá que nos vamos !!
    Un abrazo:
    Kike

    ResponderEliminar
  3. Un colofón excelente a vuestro 'descanso' de novios, Kike!!
    Este recorrido nos ha maravillado a 'Ojolince y Sra.' de principio a fin. Y no únicamente por la diversidad de especies vegetales, tanto herbáceas como leñosas, de magestuoso porte que os habéis encontrado en la ruta... Daphne cneorum, Doronicum grandiflorum, la hierba algodonera, la indescriptiblemente bella Platanthera bifolia ¡quién la pillara! Si no también por la paz y tranquilidad que transmite al espíritu el transcurrir del camino entre idílicos parajes y lugares de cuento.
    Tus fotografías reflejan fielmente lo que mencionan nuestras palabras. Postales como la del ibón de Batisielles, el ibón azul de la Escarpinosa o los tenebrosos esqueletos del pinonegro, son algunas de estas muestras.
    El ave que etiquetas como bisbita campestre a 'Ojolince y Sra.' nos recuerda más a un joven de colirrojo tizón.
    Seguimos con la incertidumbre de la pequeña mariposa blanca y negra que asemeja a una polilla aunque hemos vuelto a intentar su determinación en casa, sin éxito. Te recomendamos subas la imagen a la plataforma de biodiversidad virtual, pues son grandes expertos en todas las áreas y, casi seguro, podrán ponerle nombre o, al menos, llegar al género.
    Lo dicho Kike, habéis tendio una acertada elección con vuestro viaje al Pirineo que, con toda seguridad, os habrá resultado inolvidable.
    Un abrazo de 'Ojolince y Sra.' a Naturkike y Sra.'
    PD. Magnífico el zoom a la Aguja de Ixia con 'la pequeña Noe' a sus pies.

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias Juan Miguel por tu visita y comentario.
    La diversidad de flora que se puede disfrutar en estos valles sabía que sería de vuestro agrado ya que por vuestro detallado blog con la acertada determinación de cada una de las especies que observáis en vuestras rutas es signo de que os encanta esta ilusionante afición.
    Tomo nota para corregir lo que me dices del Colirrojo Tizón...
    Y sobre la Aguja de Ixeia es una magnífica atalaya sobre el Valle de Benasque. Hace muchos años ya que puse mis pies en su cumbre...y aun me acuerdo de alguno de los "pasajes" de la ascensión. Te puedes imaginar la intensa emoción con la que lo viví.
    A ver si planeamos juntos algo por la Cantábrica que también nos agrada sobremanera.
    Vamos hablando.
    Un abrazo:
    Kike

    ResponderEliminar